¿Qué es la eficiencia productiva y cómo implementarla en tu producción?11 min read

Leerás sobre:

Resumen:

  • La eficiencia productiva es la calidad de los procesos productivos que minimizan los costos en este sector sin generar desperdicios, cuellos de botella u otros problemas en las distintas etapas;
  • También conocida como eficiencia operativa, su punto óptimo es cuando la empresa produce la mayor cantidad de productos al menor costo posible sin afectar la calidad de los bienes;
  • Solo es posible alcanzar el pico de eficiencia productiva en la industria de la moda con procesos, equipamiento y sistemas asertivos, integrados e inteligentes, tales como Audaces360.

La eficiencia productiva viene a ser uno de los indicadores clave de rendimiento (KPI) más importantes de una empresa que ofrece productos, como la indumentaria. La cualidad de producir mucho pagando poco, sin desperdicio, es el secreto del éxito de distintas empresas.

La buena gestión del equipo de trabajo y la adecuada compra de materias primas son factores esenciales para que un proceso sea más eficiente. Sin embargo, la modernización de las etapas, tanto a través de equipos y sistemas como de la evolución de las tácticas de producción, es el factor más decisivo.

Muchas empresas de confección pierden dinero por ahorrar mal o por querer producir más de lo que pueden. En la prisa por mejorar sus procesos, pierden el control y no planifican estratégicamente. Aprende a continuación cómo ser más productivo en tu negocio de moda.

¡Que tengas una buena lectura!

¿Qué es la eficiencia productiva?

Eficiencia productiva es el término que utilizamos cuando la economía de una empresa se encuentra en su frontera de posibilidades de producción, también conocido como FPP por sus siglas en inglés. Es decir, cuando tu costo de producción sea lo más bajo posible, sin sacrificar la calidad de tu empresa.

Es un nivel muy alto de optimización de procesos, y cuando tu negocio alcanza ese punto, tu costo de producción promedio también se encuentra en el extremo inferior de la curva de costo promedio. De esta forma, con buenas ventas y precios inteligentes, los ingresos y, sobre todo, el beneficio serán muy positivos.

Resulta que para lograr la FPP, una empresa necesita operar estratégicamente y mejorar sus procesos de producción con tecnología especializada para acelerar la producción. Y, además, operar con asertividad y reducir el desperdicio de dinero, tiempo, materia prima y mano de obra.

¿Cuál es la diferencia entre eficiencia y eficacia?

¿Cuál es la diferencia entre eficiencia y eficacia?

Eficiencia y eficacia son términos muy similares pero con diferencias significativas. Es posible entender mejor cómo funcionan a través de ejemplos.

Considera la cocina de un restaurante hipotético donde el chef les pide a sus empleados que vayan a la verdulería para ver el precio de las piñas para hacer un postre. El primero va al lugar pero ya no hay piñas. Incluso toma nota de cuánto costaría normalmente, pero regresa solo con las malas noticias. Este es un ejemplo de eficacia.

El segundo empleado, sin embargo, será nuestro ejemplo de eficiencia. Va a la verdulería y, al descubrir que se le acabaron las piñas, no vuelve con las manos vacías. Anota el precio de otras frutas y regresa diciendo que, aunque el ingrediente deseado no está disponible, conoce otras recetas geniales.

Eficacia o una producción efectiva es la que corresponde a todo lo que pides/planeas. No deja nada que desear ni faltar. Cumple su función, independientemente de si es más o menos de lo que necesita quien emitió la orden.

Tipos de capacidad productiva

Alcanzar la eficiencia productiva de sus procesos incluye planificación y análisis estratégico. Es decir, aplica cambios y monitorea tus resultados, para luego tomar nuevas decisiones que dan los pasos hacia una realización más eficiente. Para ello, es necesario estudiar los tipos de capacidad productiva.

Existen tres formas más comunes de evaluar el desempeño de una fábrica de prendas de vestir, que son las capacidades de producción realizadas, instaladas y disponibles. No son estudios alternativos, por el contrario, son complementarios y ayudan a comprender, desde diferentes ángulos, los problemas y oportunidades de mejora de los procesos.

Listamos a continuación los tres tipos de capacidad de producción y cómo deben ser considerados en el análisis estratégico de sus procesos:

Capacidad productiva realizada

La capacidad productiva realizada es un tipo de análisis que tiene en cuenta las pérdidas que pueden ocurrir en tu proceso que no se puede prever. Entre los obstáculos que se presentan están la falta de luz, defectos en las máquinas y otras variables.

Se calcula la capacidad efectiva de tu empresa y luego se reducen las pérdidas no planificadas. Al diseñar la producción, considera que es probable que ocurran problemas. Es una herramienta interesante para prever obstáculos y planificar soluciones, así como también debe tenerse en cuenta a la hora de cotizar sus prendas. Incluso aconsejamos tanto a las confecciones nuevas como a las viejas que reevalúen sus precios periódicamente.

Capacidad productiva instalada

La capacidad productiva instalada, por su parte, trae una realidad prácticamente ideal. Calcula la capacidad máxima de producción de tu empresa sin pérdidas, cuellos de botella, retrasos u otras dificultades. Lo que producirá tu confección si todo sucede milimétricamente según lo planeado.

La razón por la que se calcula la capacidad de producción instalada es para comprender la eficiencia y la eficacia de su proceso actual. Si produces mucho menos que lo ideal, por ejemplo, es hora de revisar si los imprevistos en realidad no son problemas recurrentes ignorados.

Capacidad productiva disponible

Calcular la capacidad productiva disponible sirve para entender un momento concreto de la empresa. Esta evaluación de desempeño considera el volumen de productos que una empresa de indumentaria puede producir en un período exacto, considerando los activos e insumos disponibles en ese momento. No se consideran pérdidas, faltantes y otros problemas en las operaciones.

Es decir, por ejemplo, si con su stock medio de telas tu empresa produce 5 camisas, no importa para la capacidad productiva disponible. Calcularás teniendo en cuenta la cantidad de tela que tienes, si es suficiente para 10 o solo 2 prendas.

¿Eficiencia productiva o eficiencia distributiva?

¿Eficiencia productiva o eficiencia distributiva?

Es muy común que las personas confundan eficiencia productiva con efectividad distributiva. A pesar de la similitud entre las palabras, los significados aproximados de eficiencia y eficacia, y estos conceptos aparecen juntos, son cosas completamente diferentes.

Como ya dijimos, la eficiencia productiva tiene que ver con la relación de los costos de producción y con lo que se está produciendo. Cuanto más se produzca con menos gasto de recursos, más eficientes serán tus procesos.

La eficacia distributiva se refiere a la estrategia de asignación de recursos para asegurar la eficiencia productiva de su empresa. Ya lo sabes, la materia prima, el dinero de inversión, la mano de obra, el equipo, etc., no son infinitos. Tienes un grupo de piezas para distribuir en toda la empresa.

A medida que muevas estas piezas, es decir estos recursos, tendrá impacto sobre la calidad y la eficiencia de producción de tu empresa. Por tanto, como empresario, debes estudiar y dominar tanto los conceptos como las operaciones que repercuten en él.

¿Cuáles son los beneficios de una producción eficiente?

Sin duda, la producción eficiente aporta numerosas ventajas a una empresa. Sin embargo, además de los ingresos y la rentabilidad, existen 4 grandes beneficios que la eficiencia productiva aporta al negocio. Descubre cuáles son a continuación:

Reducción de residuos

La producción eficiente conduce a un mejor uso de sus recursos. De esta forma se utilizan cada vez menos telas, mano de obra, energía y otros elementos muy importantes para el proceso.

El resultado es positivo para tu negocio y el mundo. Ahorras dinero y el mundo se deshace de la eliminación de desperdicios de telas y el desperdicio de energía. La sustentabilidad financiera y ambiental son igualmente importantes y aún brindan una buena imagen para el público y los inversores.

Entrega de resultados excelentes

Las producciones eficientes dan al empresario un gran control sobre la calidad y cantidad de las piezas fabricadas. Esto hace que tus entregas sean más consistentes, además de dar seguridad a tus negociaciones. Tu firma sabe exactamente cuánto puede prometer en cada entrega.

La imprevisibilidad de los resultados es un gran problema en cualquier tipo de negocio. Se vuelve más difícil tener un plan B para errores y se vuelve imposible planificar el futuro de la moda sin tener acceso a información precisa sobre la propia empresa.

Organización óptima del stock

El abastecimiento, la rotación y la calidad del almacenamiento son tres preocupaciones de los empresarios que se ocupan de bienes e insumos de producción. Al cuidarlos, muchos emprendedores enfrentan el mismo obstáculo: la desorganización del inventario.

Es necesario organizar tu stock para tener una producción eficiente. Al mismo tiempo, la eficiencia productiva optimiza el uso de los recursos, resultando en un inventario más controlado y líquido, además de una reposición racional.

Lee más: Cómo hacer la administración de inventario de stock de ropas

Uso adecuado de los materiales y control del nivel de producción

La eficiencia productiva afecta la cantidad de materia prima utilizada y la cantidad de bienes producidos. De esta manera, los materiales no se desperdician ni se gastan produciendo más de lo necesario o incluso más de lo que su stock puede almacenar. Es decir, sin que resulte en desorganización o pérdida de calidad de insumos y productos.

Lee más: Descubre herramientas eficientes para mejorar la sostenibilidad de tu producción

¿Cómo mejorar la eficiencia productiva de tu empresa de confección?

¿Cómo mejorar la eficiencia productiva de tu empresa de confección?

Existen 5 consejos muy buenos para quien quiere hacer del proceso de producción de prendas una operación más asertiva. Lo bueno es que todos ellos, aunque ya los apliques, siempre se pueden mejorar. Descubre cuáles son:

Invierte en la actualización y en la calidad de la maquinaria

Los equipos viejos u obsoletos son un problema para la fabricación. El primer grupo puede incluso provocar daños en las prendas, lo que se traduce en residuos. Los segundos pueden retrasar o limitar su capacidad productiva e incluso creativa por recursos que no pueden corresponder a la idealización del proyecto.

Lee más: Descubre cómo obtener calidad y precisión en el corte de tela

Analiza y mejora tus procesos

No existe un proceso de producción perfecto. Toda operación se puede mejorar. Vuelva a evaluar periódicamente sus etapas, recursos y tácticas de producción. De esta manera, es más fácil identificar oportunidades para mejorar los resultados.

Lee más: Aprende a optimizar procesos de producción

Invierte en la asertividad de las etapas

Menos errores, menos retrabajo y menos recursos desperdiciados. Es importante invertir en la asertividad de tus creaciones y otras etapas de producción. Hoy en día, con la tecnología que existe es posible homologar piezas en un primer prototipo, dependiendo del sistema y equipo que utilices.

El uso de la tecnología en la confección reduce los costos y aumenta la agilidad

Aplicar o mejorar la tecnología en los procesos de una empresa reduce sus costos y aumenta la agilidad de varias maneras. Cuando se trata de ropa o cualquier operación de moda, esta afirmación se vuelve aún más real.

Residuos de telas y otras materias primas, por ejemplo. Muchos talleres de trabajo no pueden darse el lujo de perder materiales, especialmente al probar las creaciones. En la gran industria, los procesos mal diseñados, obsoletos o defectuosos también enfrentan la misma consecuencia.

La falta de eficiencia e incluso de eficacia también se nota en la proyección de prototipos y en la búsqueda de tizadas con el mayor aprovechamiento posible de tela. Los profesionales y las empresas de confección a veces se sienten frustrados por la falta de asertividad en la producción de prototipos.

Las desaprobaciones recurrentes resultan en gastos de material, mano de obra, dinero, tiempo e incluso en la autoestima de los empleados. Todo esto porque entre las colecciones pensadas y su modelado en software obsoleto hay mucha pérdida de información. Cuando comienza la producción de la pieza, entonces, la situación solo empeora.

Conociendo la realidad de muchas confecciones, Audaces te ofrece la oportunidad de mejorar tu producción. Descarga ahora nuestro e-book gratuito y potencia los resultados de tu empresa:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¿Te ha gustado este artículo? Cuota
Sobre el Autor
Audaces
Sobre el Autor
Audaces

Artículos relacionados

Newsletter

Recibe contenido de Audaces y artículos de noticias, tutoriales y materiales educativos enviados a tu bandeja de entrada.

Al registrarte aceptas nuestra Política de Privacidad.

Newsletter

Recibe contenido de Audaces y artículos de noticias, tutoriales y materiales educativos enviados a tu bandeja de entrada.

Al registrarte aceptas nuestra Política de Privacidad